Vueling se salta la Ley de Seguridad Aérea

Ya son 8.250 los usuarios de Vueling afectados por la crisis de la compañía. Su nuevo director Javier-Sánchez-Prieto (que coge el puesto de Alex Cruz) rinde cuentas a la presidente de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (Isabel Maestre) sobre los motivos que han llevado a esta situación a la empresa. También ha propuesto una estrategia para normalizar la situación. David García Blancas (director comercial de Vueling) fue el responsable de presentar disculpas a todos los afectados alegando que “todo el equipo está trabajando al máximo para solucionar los problemas”

¿Hay derecho a indemnizaciones? Los derechos de indemnización en caso de los aviones, se aplican a partir de las 3 horas de retraso y en base al reglamento comunitario, según la sentencia del Tribunal de Justicia europeo (19 noviembre 2009). Por tanto, un pasajero tendrá derecho a ser indemnizado con importes entre 250 y 600 euros y dependiendo de los Km a recorrer.

vueling-emadvocats-1

Aesa es la agencia estatal que regula la seguridad aérea. Vueling, que lleva varias semanas defraudando a sus clientes más asiduos y más fieles se saltó de nuevo la Ley de Seguridad Aérea lo cual le ha costado la apertura de un expediente por vulnerar presuntamente a los derechos de todos sus pasajeros.

Retrasos y cancelaciones que han provocado la investigación por parte de Fomento a la compañía (ya van dos veces). Incluso la Generalitat convocó una reunión con Vueling de carácter urgente para solicitar un cambio en la manera de solucionar los problemas que están afectando a miles de personas con historias y planes frustrados, y no descartan posibles sanciones. La Agencia Catalana de Consumo está poniendo a disposición de todos los usuarios afectados técnicos especialistas para asesorar y responder dudas.

Vueling tiene dos expedientes abiertos por parte de la Dirección General de Aviación Civil  por incumplir la ley en lo que se refiere al permiso administrativo que se les concede a las aerolíneas (también llamados “slots”) se trata de los permisos para usar las infraestructuras de un aeropuerto a una hora concreta. Fue Aena en 2004 y 2007 quien denunció a Vueling por estas irregularidades. Esto le costó a la aerolínea en 2004 ni más ni menos que 1.065.000 euros, que se desglosan en 3000 euros por cada infracción.  En 2007 volvió a pasar lo mismo y la  aerolínea recurrió la sanción.

fuente: elmundo.es

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR